RELACIONES DOLOROSAS, AUNQUE REDENTORAS

Por Ken Korkow

Hace un par de semanas hice algo que la mayoría de la gente consideraría inusual. Fui a la tienda de segunda mano Goodwill en nuestra comunidad y compré una pequeña maleta. Después de llevármela a casa, llegó la parte inusual: corté el asa y deseché la maleta. El asa —o mango— la puse en el bolsillo de mi pantalón.

Se preguntará, ¿quién haría esto? Eso es comprensible. Pero para mí fue importante, un recordatorio de que cuando deje esta tierra, no me llevaré NADA. Todo lo tangible quedará atrás. Sin embargo, todas las cosas que he tenido con valor eterno habrán sido enviadas: mis oraciones e intercesión por los demás; mis lágrimas por su salvación (destino eterno) y crecimiento espiritual; y cualquier influencia espiritual que haya tenido el privilegio de ejercer en la vida de otros.

Jesús nos habló de esto cuando dijo: «No almacenes tesoros aquí en la tierra, donde las polillas se los comen y el óxido los destruye, y donde los ladrones entran y roban. Almacena tus tesoros en el cielo, donde las polillas y el óxido no pueden destruir, y los ladrones no entran a robar. Donde esté tu tesoro, allí estarán también los deseos de tu corazón» (Mateo 6:19-21 NTV).

Como puede ver por lo que enumeré antes: oración por los demás, preocupación por su bienestar espiritual y el deseo de hacer una diferencia eterna en sus vidas, mi enfoque en estos días es simple: las relaciones. Tristemente, gran cantidad de las relaciones que la mayor parte de nosotros tenemos son superficiales. Hay poca o ninguna inversión personal. Tomamos de ellos lo que necesitamos y luego seguimos adelante. ¿Sabe qué? Esto hace que nuestro enemigo espiritual sonría. Él ama las relaciones, siempre que sean superficiales y sin sentido. Porque su estrategia es simple: engañar, dividir y destruir.

Recuerdo que cuando trabajé como empresario, usé las relaciones para hacer negocios. Pretendía ser amable, fingía que me importaba y conseguir lo que quería. Utilicé a las personas para obtener cosas que quería. Afortunadamente, hace varias décadas Dios tocó mi vida y me enseñó que, en cambio, debería usar las cosas para amar a las personas.

Es por eso que mis años de experiencia trabajando en el rancho ganadero de nuestra familia han sido tan valiosos. Al trabajar con el ganado, descubres dos verdades: el ayuno es lento. Lento es rápido. Lo mismo se puede decir de las relaciones. Toman tiempo y no pueden apresurarse.

Recientemente hice varias llamadas telefónicas: una para comprar un camión de aislamiento para un edificio en el rancho; otra para comprar un corral de 50 pies de diámetro para trabajar con caballos y otra más para comprar un par de refugios para caballos. En cada caso, mientras hablaba sobre mi compra prevista, pude percibir «algo» en la voz de la otra persona: dolor o cansancio. Entonces fui allí y le pregunté a cada persona qué estaba pasando en su vida.

Al hacerlo, el Señor abrió las puertas. Cada persona que contó su historia, también compartió sus lágrimas. Esto me dio la oportunidad de hablar la verdad y la esperanza de Jesucristo. En las tres instancias, oré con ellos y luego les envié un material de discipulado. Posteriormente hice un seguimiento de cada persona con otra llamada telefónica.

En el pasado, o no me hubiera tomado el tiempo, o no lo habría notado, o no me hubiera importado. Pero Dios me ha enseñado otro principio importante: el dolor compartido esdolor dividido. La alegría compartida es alegría multiplicada. Ahora, al comienzo de cada día, oro: «Señor, por favor dame citas divinas, y evita los derroches de tiempo». Al darme cuenta de que el Señor cubre mis necesidades personales y comerciales, esto me libera para desarrollar relaciones de redención. Qué privilegio es compartir el dolor de los demás, junto con sus alegrías.

Ken Korkow vive en Omaha, Nebraska, EE.UU., donde él sirve como un director de área para CBMC. Adaptado del «Fax de Vida» una columna que escribe cada semana. Usado con permiso.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Información básica sobre protección de datos Ver más

  • Responsable ASOCIACION EVANGELICA GRUPOS BIBLICOS UNIDOS .
  • Finalidad Moderar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios ASOCIACION EVANGELICA GRUPOS BIBLICOS UNIDOS.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.